lunes, 11 de junio de 2012

Domingo por la mañana XXVI


Se pierde con el orden,
me dice,
y es que ya no hay orden.
Todas las mañanas
son
mañanas de domingo.

2 comentarios: