domingo, 8 de abril de 2012

Domingo por la mañana I

Sobre la espalda,
tan cerca
que siento que me besa,
me pinta, pared 
y ladrillo,
porque le parezco un muro, 
no sé
si infranqueable

4 comentarios:

  1. shhhh, lo oyes?

    son los aplausos.

    muá

    ResponderEliminar
  2. Pues sí!

    infranqueable nunca. Difícil de escalar, tal vez. Que se lo curre!!

    besp

    ResponderEliminar